La responsabilidad del progreso

El papel del camión toma cada vez más fuerza, y la demanda de un transporte terrestre rápido, seguro y económico continúa creciendo en todo el mundo.

Hoy en día una entrega fiable y rápida es crucial para la mayoría de las industrias para mejorar su competitividad, limitando el stock y la inversión a largo plazo. Pero el tráfico comercial no solamente da beneficios a las empresas, sino también a contribuye al desarrollo a toda la sociedad. En muchos países la expansión de la infraestructura es sinónimo de crecimiento social.

En resumen: camiones forman parte importante de la sociedad de hoy, y seguirán haciéndolo en el futuro. El problema es que con un incremento en tráfico vienen situaciones de potencial peligro y un aumento en el impacto medioambiental.

En Volvo sabemos todo esto. Estamos dedicados a apoyar un crecimiento económico construyendo camiones fiables, pero estamos igual de dedicados a activamente contribuir en lo que es seguridad vial y cuidado con el medio ambiente.