Carga del eje del Volvo FM
El campeón
de los pesos pesados

El incremento de la capacidad de carga varía, pero ahora muchos ejes pueden cargar una tonelada adicional o más. Esto abre la puerta a tareas de mayor envergadura y mayor eficiencia de carga.

Junto con alturas de chasis más bajas, una mayor fuerza de los ejes permite al transportista aceptar cargas mayores, de mayor volumen y más pesadas. También hace que sea más fácil mantenerse dentro de los límites legales.

Baja altura de chasis y gran capacidad de carga como ningún otro camión

Ejes económicos

Johan Eknander es un ingeniero que disfruta pensando sobre configuraciones de ejes. La chispa que brilla en sus ojos lo delata cuando habla de ellos: “Las configuraciones de ejes permiten al cliente buscar la solución óptima. Una que les permita asumir tareas que sus competidores no puedan y conseguir un mayor ahorro. Con estos nuevos ejes, es posible que la configuración correcta implique pasar de un eje delantero doble a otro único y ahorrar en combustible y costes de servicio”.

EL camión de transporte de SUV (todocaminos)

Elefante sobre un Volvo FMVolvo es conocido por sus chasis bajos, pero al aumentar la capacidad de los ejes, el camión se vuelve más flexible. El nuevo camión de transporte de vehículos es un excelente ejemplo de ello. Combina un chasis muy bajo con una mayor capacidad de carga en la parte delantera. Además, gracias a la baja altura de la cabina, puede aprovechar al máximo esta flexibilidad cuando se necesite cargar SUV en la plataforma superior.

“Es el mismo principio que se aplica a un camión grúa que necesita una carrocería baja con una plataforma baja para llevar una carga alta, por ejemplo un barco”, añade Jonas Odermalm, jefe del área de construcción en Volvo.

Menos viajes en vano

Jonas Odermalm continúa describiendo las ventajas prácticas de una mayor fuerza de los ejes. “Hay ocasiones en que al ir a recoger un contenedor, resulta que la carga está distribuida de tal manera que no se puede recoger sin superar la carga útil sobre el eje delantero. Entonces hay que volver sin carga. Ahora que la suspensión de ballestas delantera puede soportar 10 toneladas, será menos frecuente que ocurran estas cosas”.

Jonas Odermalm

Carga decreciente

Otro problema en el que el aumento de fuerza de los ejes ayuda a superar, es el de la carga decreciente. Cuando el camión lleva una carga completa distribuida de manera uniforme, no hay ningún problema. Después, a medida que se retira carga de la parte trasera, por ejemplo cuando se distribuye a diferentes puntos, no hay nada que equilibre la carga que se está más cerca a la cabina. En este momento, es fácil que el eje frontal de un camión rígido o el eje motor de una cabeza tractora se sobrecarguen.

“Un eje delantero más fuerte puede facilitar al conductor la tarea de cargar y descargar de la manera más rápida. Esto también mejora la productividad”, añade Johan Eknander.

Más bajo y más fuerte

Johan Eknander no conoce ningún otro camión que pueda compararse con el nuevo Volvo FM por su combinación de baja altura de chasis y alta capacidad de carga. Tampoco parece demasiado preocupado porque lo alcance la competencia. “Nos ha llevado un montón de trabajo: cubos de ejes reforzados, ballestas más fuertes y nuevos criterios de diseño para soportar tensiones y dificultades adicionales. También hemos colaborado con proveedores para desarrollar neumáticos y llantas para cargas mayores con perfiles más bajos”.

Entonces, ¿qué tipo de transportista podrá aprovechar estas mejoras? “Todo tipo de transportistas: allá donde tenga un camión cargado al límite, el Volvo FM tendrá ventaja”, concluye.

Consulte las especificaciones del chasis al completo

6
Carga sobre eje